Sin tu amor no viviré -Psicólogos en Córdoba

Adictas al amor

Publicada en Sic Fem Comunicación para mujeres

La psicóloga Evangelina Aronne aborda un tema que identifica a muchas mujeres: la adicción al amor. Es difícil salir. La intención es que podamos examinar “cómo estamos amando”.

Sí, se trata del amor, seguramente te pasó, te enamoraste alguna vez con pasión y con locura, con cariño y con ternura, ese amor provocó ansias de estar juntos, fuerza para atravesar barreras, implicó soñar despierta, no comer, no dormir, en fin, cambiabas toda tu rutina, y te sentías motivada para hacer cosas que sin pareja no hacías, como por ejemplo: estar más arreglada, comprarte ropa, perfumes, lencería, etc.

También comenzaste a escuchar música, aprendiste a cocinar, a comer sano, a ir al gimnasio, te volviste más irracional, pasaste horas frente al teléfono esperando que suene, predominaron las emociones, las sensaciones de excitación y de ansiedad invadían todo tu cuerpo.

Esto se produce en la primera etapa de la formación de la pareja, el amor tiene tanta intensidad que existe una fusión con tu enamorado y sentís que son muy semejantes en gustos y valores,  pero a medida que pasa el tiempo, va transformándose en una relación más madura si ambos se van dando lugar para sus actividades individuales y aceptan las diferencias que existen.

El amor se va transformando y persiste de manera menos apasionada y más racional, y la pareja es sostenida con proyectos propios y en común. Es una relación con bases firmes: confianza, respeto mutuo, admiración, comprensión, atracción física, conocimiento de los gustos del otro, cooperación, sentido del humor y existe intimidad, sensación de cercanía cuando están lejos, y la relación los fortalece y estimula a ambos, haciendo que cada uno desarrolle lo mejor de sí mismos. Estas bases favorecen la construcción y sostén de un hogar y, a su vez, pueden soportar los contratiempos y vaivenes propios de la vida.

En contraste con esta forma de amor maduro, existen otras relaciones sentimentales (causa de la mayoría de las consultas) donde la unión es simbiótica, es de apego excesivo y enfermizo de la mujer sobre su pareja y depende de él hasta creer que si se termina ese amor, se termina su vida. Se escuchan frases como “no puedo vivir sin él” y se observan ciertas actitudes típicas de dependencias afectivas como:
o Dificultad para poner límites
o Ponerse al servicio de los demás, no reconociendo las propias necesidades
o Minimizar, justificar y negar los malos tratos
o Creencia de no hacer nunca lo suficiente
o Sobreprotección, querer resolver problemas del otro
o Represión de las emociones con tal de complacer y agradar a otros
o Intentar retener a la persona con pensamientos de autoengaño: “Esa es su manera de amar”, “Se va a separar”, “Nadie es perfecto” o “Hay parejas peores”, “Se va a dar cuenta de lo que valgo”, “Intentaré nuevas estrategias de seducción”
o Necesidad de dar continuamente para no sentir culpa, enojo o temor.
o Incapacidad de renunciar a la relación cuando todo indica que separarse es lo más conveniente.

Estas conductas son asfixiantes para el hombre y lejos de retenerlo, lo alejan cada vez más.

Las relaciones se vuelven tóxicas y los efectos sobre la persona dependiente afectiva son similares a otras adicciones o conductas dependientes.

Entre las adicciones, además del consumo de drogas, fármacos, alcohol, juego, encontramos frecuentemente la adicción a Internet, al trabajo, a la televisión, a chequear los mails, los mensajes de texto, al sexo, a los dulces, en las que uno siente un alivio pasajero cuando los consume y luego se siente peor. A su vez le falta algo sino no lo hace: siente abstinencia, es decir ansiedad, falta de aire, desmotivación, angustia, dolor de cabeza, de estómago, frustración, fatiga, dificultad de concentración, irritabilidad, etc. Tal como expresan en las consultas.

Cabe aclarar que el adicto es el síntoma de la sociedad y la cultura que le hacen lugar, ya que si bien desde hace unos años, reivindica los derechos humanos, ha producido grandes avances en la ciencia, la tecnología, la informática y en las comunicaciones que permiten acortar distancias en el mundo.

También carece de referentes significativos, produce inseguridad, incertidumbre, falta de incentivos, inestabilidad laboral, invita a vivir el momento, provocando un vacío en las personas.

A nivel social, la propuesta de Enrique Rojas en “El hombre light, 1992” “para superar este gran vacío existencial consiste en recrear un sistema jerarquizado de valores, en el cual los poderes espirituales y temporales se fusionen teniendo como eje las enseñanzas del cristianismo.”

A nivel individual, estas dependencias afectivas, como una adicción más, necesitan de un tratamiento con especialistas, un proceso terapéutico interdisciplinario, contención familiar y social, para salir adelante.
La contracara del título sería entonces:


“Amar sin apegos es amar sin culpas y sin miedos.” Al amor hay que dejarlo libre. Sostenerlo con pasiones, no con presiones.

………

Les agradecemos las consultas, la difusión,  y la participación en nuestras actividades :)  

Atención Psicológica a niños – adolescentes – jóvenes – adultos – parejas – familias

“Prevención    y  Asesoramiento  frente a distintas dificultades en las  etapas de la vida”

Atendemos Obras Sociales:
Aca Salud – – Horizonte Salud – Sancor – Caja de Abogados – Jerarquicos Salud – Ospia –  Luis Pasteur – Smata -Osadef – Federada – Dasuten – Banco de Córdoba – Consalud – Sadaic – Red Argentina de Salud –
 Sumate a nuestro Facebook: Múltiples Miradas – Lic. Evangelina Aronne
¡Gracias a los nuevos amigos! ¡Bienvenidos!
Teléfono de Múltiples Miradas: 0351 – 4211275 – Córdoba – Argentina
Para enviar artículos o para realizar consultas: multiplesmiradas@gmail.com
 ¡Hasta la próxima!
Psicología en Córdoba

Un pensamiento en “Sin tu amor no viviré -Psicólogos en Córdoba

  1. Una relacion puede ser fructifera si casi no convivo con mi pareja en la mayor parte del tiempo? en este caso nos amamos, pero mi pareja nunca puede salir conmigo por diversas cosas para convivir mas y eso ha traido conflictos en ocasiones, ¿que puedo hacer?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *